jueves, 22 de noviembre de 2007

Cuán malote el tabacote

Si este experimento no consigue que dejes de fumar, nuestro maestro Morri será feliz... y si dejas el maléfico vicio del fumeteo también lo será, así habrá más para él.

El asunto consiste en extraer la nicotina (supongo) de 400 cigarrillos mediante unos aparatejos raros. La nicotina va a parar a lo que sería uno de nuestros pulmones y luego extrae, mediante la ebullición, lo que se nos queda dentro.



Si has mirado el video y estabas comiendo algo... de nada!

1 comentario:

Morri dijo...

Me has cortado el rollo,cabrona, voy a fumar.

Los putos amazos del chiringo